Chema Alonso,pierde fuerza en la nueva Telefónica

José María Álvarez-Pallete ha puesto Telefónica patas arriba esta semana con una nueva reorganización. Uno de los más afectados es su fichaje estrella, el ‘hacker’ Chema Alonso

Foto: Chema Alonso, durante una presentación en el Mobile World Congress de 2017. (EFE)

Chema Alonso, durante una presentación en el Mobile World Congress de 2017. (EFE)

 

“¿Que quién va a ser mi jefe? Pues no lo tengo claro, las líneas de ‘reporting’ aún se están definiendo”. La frase, de un directivo de Telefónica que pide mantener su anonimato, define muy bien lo que está ocurriendo estos días en el seno de la operadora. “Son momentos duros, hay mucha tensión“, explica otra fuente consultada. La onda expansiva del ‘reset’ estratégico lanzado esta semana por José María Álvarez-Pallete, con una reorganización profunda del negocio, moviendo sillas y uniendo y creando unidades, estaba hasta este viernes propagándose por toda la compañía. Y hay ganadores, perdedores y grandes interrogantes. A caballo entre estos dos últimos está el que fuera el fichaje estrella de Pallete hace tres años y medio, Chema Alonso. De visionario estrella, el ‘hacker’ de la operadora ha bajado un peldaño en el escalafón, se le han retirado responsabilidades clave pero se le han dado otras. ¿Qué está pasando?

Alonso tiene nuevo cargo: responsable de cliente digital (‘digital consumer’). La unidad es gigantesca y agrupa elementos dispares como la llamada 3ª plataforma (servicio digital al cliente), la 4ª plataforma (análisis y uso de datos de abonados), la innovación interna y externa (hasta ahora en manos de Gonzalo Martín-Villa, bloque que incluye todo el programa de emprendimiento y Wayra) y otros elementos como vídeo en Latinoamérica o Novum, el proyecto para unificar en una sola ‘app’ los clientes de la operadora a nivel mundial.

Dicho de otra forma, Alonso se queda con el negocio de consumidor digital al completo, que supone alrededor del 75% del total de ingresos en esta línea (más de 35.000 millones de euros) mientras que José Cerdán, exfundador de PC City y ex-CEO de Acens, una de las figuras que más peso ha ganado tras la remodelación, se queda con todo el negocio a empresas (el 25% restante de ingresos, más de 10.000 millones) y la unidad de nueva creación Telefónica Tech.

En términos de volumen de proyectos, la balanza es clara: Alonso pasa a asumir más trabajo y mayor número de empleados a su cargo. Sin embargo, se le ha despojado de dos frentes que hasta ahora habían sido sus grandes proyectos en la compañía: Luca, la unidad de ‘big data’ que está creciendo como un cohete en ingresos, encargada entre otras cosas de revender datos anónimos y agregados a terceros (y que ha firmado polémicos proyectos como el del INE), y Eleven Paths, la firma de ciberseguridad que el propio Alonso ayudó a crear y de la que seguirá siendo presidente ejecutivo, pero que en realidad será responsabilidad directa de Cerdán bajo Telefónica Tech.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: